Fantasía de Marcos

Les he dado poco trabajo a mis compañeros de juegos, ya que casi todas mis fantasías se han ido realizando mientras jugamos.

Pero aún así os voy a ir contando alguna de ellas.

Sigue leyendo

Rita; amores cruzados II

Los siguientes días los pasé bastante deprimida, sin querer salir a la calle.

            Poco a poco empecé a reponerme. Recordaba con cierto agrado las caricias que me habían gustado. Me imaginaba que algún día me las haría Marcos, al que yo  seguía amando, aun después del daño que me había hecho.

Sigue leyendo

Jaime; mi hermano gemelo

Tengo la fortuna de tener un hermano gemelo, con el cual me llevo muy bien. Lo compartimos todo, y cuando digo todo, me refiero a todo. Nos dejamos todo, incluso la moto y la novia.

Sigue leyendo

Germán; formar una familia III

Esa misma primavera, después del cumpleaños de mi novia, llegó el mío, que coincide en el día con el de su hermana pequeña Mayra. Este año cumplía 18, su madre y su hermana, cansadas de verla tan centrada en los estudios sin apenas salir, decidieron hacerle un regalo que le abriese las puertas a otras distracciones.

Sigue leyendo

Germán: formar una familia II

Su madre se llama Marian, lleva una tienda debajo de casa, en la que las hijas siempre le han echado una mano, y ahora a mí también me toca ayudar en lo que puedo.

Sigue leyendo

Trio con Boris

El relato de Boris me había excitado bastante.

Estábamos los tres, Boris, Bea y yo. Fue Bea la que tomó la iniciativa y nos dijo que tenía una fantasía por cumplir, y esa fantasía era que me quería ver disfrutar con el pene de Boris.

Sigue leyendo

Sheila; de maestra a alumna

Me fastidian los hombres que solo piensan en meterla y satisfacerse ellos, esos que en cuanto empezamos a besarnos, ya están quitándose la ropa y cuando estamos ya desnudos, se llevan la mano a la entrepierna y dirigen su pene como si su única misión fuera entrar dentro de mí. Procuro evitar a esos hombres, pero por desgracia, mi marido es uno de ellos.

Sigue leyendo